Acta de declaracion de la independencia

Consignas: 1) Leer atentamente el acta de la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano 2) Subrayar las ideas principales 3) Ubica en tiempo y en espacio el acta leída 4) ¿A qué etapa corresponde? ¿Por qué? 5) ¿Puedes aplicar en esta acta los principios de la Ilustración y los dados por los filósofos del S XVIII?

Fundamentar 5) A) En esta acta hay definiciones. Transcribelas B) ¿Cuál es el requisito marcado por los hombres de este tiempo para poder ejercer un cargo político? C) ¿De qué manera influyó según tu juicio crítico esta acta en el estallido de la Revolu Respuestas: DECLARACION DE LO PREAMBULO org to View nut*ge RE EN SOCIEDAD.

Los Representantes del Pueblo Francés, constituidos en Asamblea Nacional, considerando que la ignorancia, el olvido o el desprecio de los derechos del Hombre son las únicas causas de las calamidades públicas y de la corrupción de los Gobiernos, han resuelto exponer en una Declaración solemne los derechos naturales, inalienables y sagrados del Hombre; para que esta declaración, estando continuamente presente en la mente de los miembros de la corporacion social, les recuerde permanentemente sus derechos y sus deberes; para que os actos de los poderes legislativo y ejecutivo, pudiendo ser confrontados en todo momento con los fines de toda instltución política, puedan ser más respetados; y para que las reclamaciones de los Ciudadanos, al ser dirigidas por principios sen sencillos e incontestables, puedan tender siempre a mantener la Constitución y la felicidad de todos. por estas razones, la Asamblea Nacional, en presencia y bajo el auspicio del Ser Supremo, reconoce y declara los siguientes derechos del Hombre y del Ciudadano: I – Los hombres nacen y permanecen libres e iguales en derechos. Las distinciones sociales sólo podrán fundarse en la utilidad pública. II – La finalidad de toda asociación política es la conservación de los derechos naturales e imprescriptibles del Hombre. Esos derechos son la libertad, la propiedad, la seguridad y la resistencia a la opresión.

III – La Nación es esencialmente la fuente de toda Soberanía; ningún individuo ni ninguna corporación pueden ser revestidos de autoridad alguna que no emane directamente de ella. IV – La libertad consiste en poder hacer todo aquello que no cause perjuicio a los demás. El ejercicio de los derechos naturales de ada hombre no tiene otros límites que los que garantizan a los demás Miembros de la Sociedad el disfrute de estos mismos derechos. Estos límites sólo pueden ser determinados por la Ley. V – La Ley sólo tiene derecho a prohibir las acciones perjudiciales a la Sociedad. Lo que no está prohibido por la Ley no puede ser impedido. Nadie puede ser obligado a aquello que la Ley no ordena. bligado a aquello que la Ley no ordena. VI – La Ley es expresión de la voluntad general. Todos los cudadanos tienen derecho a colaborar en su formación, sea personalmente, sea por medio de sus representantes. Debe ser gual para todos, sea para proteger o para castigar. Siendo todos los Ciudadanos iguales ante ella, todos son igualmente elegibles para todos los honores, colocaciones y empleos públicos, conforme a su capacidad, y sin ninguna otra distinción que la creada por sus virtudes y conocimientos. VII – Ningún hombre puede ser acusado, arrestado ni mantenido en confinamiento excepto en los casos determinados por la Ley y de acuerdo con las formas por ésta prescritas.

Todo aquél que solicite, emita, ejecute o haga que sean ejecutadas órdenes arbitrarias, debe ser castigado, y todo Ciudadano requerido o prehendido en virtud de la Ley debe obedecer inmediatamente, y se hace culpable si ofrece resistencia. VIII – La ley no debe imponer otras penas que aquéllas que son estrictamente y evidentemente necesarias; y nadie debe ser castigado sino en virtud de una ley estableclda y promulgada con anterioridad a la ofensa y legalmente aplicada. IX – Todo hombre es considerado inocente hasta que ha sido declarado convicto. Siempre que su detención se haga indispensable, la Ley ha de reprimir con severidad cualquier rigor que no sea indispensable para asegurar su persona. X – Nadie debe ser moles asegurar su persona.

X – Nadie debe ser molestado por razón de sus opiniones, ni aún por sus ideas religiosas, siempre que al manifestarlas no se causen trastornos del orden público establecido por la Ley. XI – Puesto que la libre comunicación de los pensamientos y opiniones es uno de los mas valiosos derechos del Hombre, todo Ciudadano puede hablar, escribir y publicar libremente, teniendo en cuenta que es responsable de los abusos de esta libertad en los casos determinados por la Ley. XII – Siendo necesaria una fuerza pública para dar protecclón a los derechos del Hombre y del Ciudadano, se constituirá esta fuerza n beneficio de todos, y no para el provecho particular de las personas a las que ha sido confiada.

XIII – Siendo necesaria, para sostener la fuerza pública y subvenir a los gastos de la administración, una contribucion común, ésta debe ser distribuida equitativamente entre todos los Ciudadanos, de acuerdo con sus facultades. XIV – Todo Ciudadano tiene derecho, ya por sí mismo o por sus representantes, a constatar la necesidad de la contribución pública, a consentirla libremente, a hacer un seguimiento de su adjudicación y a determinar su cuantía, modo de amillaramiento y uración. XV – La Sociedad tiene derecho a pedir a todos sus Agentes públicos cuentas de su administración. Agentes públicos cuentas de su administración. WI – Toda Sociedad en la que la garantía de los Derechos no esté asegurada, ni la separación de poderes definida, no tiene Constitución.

XVII – Siendo inviolable y sagrado el derecho de propiedad, nadie deberá ser privado de él, excepto en los casos de necesidad pública evidente, legalmente comprobada, y en condiciones de una indemnización previa y justa. 3) La Declaración de los Derechos del Hombre y el del Ciudadano 26 de Agosto de el texto fundamental de la Revolución Francesa, inspirada en la declaración de independencia estadounidense de 1776 y en el espiritu filosófico del siglo XVIII, marca el fin del Antiguo Régimen y el principio de una nueva era. La Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano es, junto con los decretos del 4y el 11 de agosto de 1789 sobre la supresión de los derechos feudales, uno de los textos fundamentales votados por la Asamblea nacional constituyente formada tras la reunión de los Estados Generales durante la Revolución Francesa.

El principio de base de la Declaración fue adoptado antes del 14 de julio de 1789 y dio lugar a la elaboración de numerosos proyectos. Tras largos debates, los diputados votaron el texto final el día 26 de agosto. En la declaración se definen los derechos “naturales e imprescriptibles” como la libertad, la propiedad, la seguridad, la resistencia a la opresión. Asimismo, reconoce la igualdad de todos los ciudadanos ante la ley y la justicia. Por último, afirma el pnncpio de la separación de poderes. El Rey la ley y la justicia. Por último, afirma el principio de la separación e poderes. El Rey Luis XVI la ratificó el 5 de octubre, bajo la presión de la Asamblea y el pueblo, que había acudido a Versalles.

Sirvió de preámbulo a la primera constitución de la Revolución Francesa, aprobada en 1791. La Declaración de 1789 inspirará, en el siglo XIX, textos similares en numerosos países de Europa y América Latina. La tradición revolucionaria francesa está también presente en la Convención Europea de Derechos Humanos firmada en Roma el 4 de noviembre de 1950. 4) Corresponde a la primera Etapa de la Revolución Francesa: La Asamblea Constituyente (1789-1795) formada por decisión de los miembros de la Burguesía en el seno de la Asamblea de los Estados Generales convocados por el Rey. Esta Asamblea fue quien ordenó la redacción de la “Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano”, como paso previo a la Constitución. ) Esta Acta puede aplicarse a los principios de la Ilustración: NATURALEZA: El deseo de descubrir mediante la razón y la observación, las leyes que la rigen. El hombre no debe contrariar esas leyes, sino tratar de descubrirlas medlante la razón como única guía para investigar su funcionamiento. En el acta se establece la importancia de los derechos naturales e imprescriptibles del hombre. Estos derechos son la libertad, la seguridad, y la resistencia a la opresión. A través de estos derechos naturales del hombre y de una educación apropiada, la humanidad podía ser modificada, cambiada su naturaleza para mejorar. RAZÓN: El poder de la razón humana. Durante la Ilustración llegó a pensarse que con uso juicioso de la razón sería po la razón humana.

Durante la Ilustración llegó a pensarse que con uso Juicioso de la razón sería posible un progreso ilimitado. Si el ombre quiere alcanzar un progreso, el único camino es descubrir las leyes de la naturaleza y actuar de acuerdo con ellas, dejando a un lado lo irracional. La declaración de los derechos en el acta responde a la necesidad de un progreso que terminen con los males públicos y de la corrupción. La razón sirvió de guía para estudiar el funcionamiento de las leyes de la naturaleza. IGUALDAD: Si todos los hombres proceden de la misma naturaleza y todos poseen la capacidad de razonar, entonces todos los hombres son iguales a la luz de la razón, con iguales derechos que deben ser respetados.

En el Acta se establece que los hombres nacen iguales de derechos, las diferencias sociales no pueden estar basadas más que en la utilidad común y que todos los ciudadanos siendo iguales ante sus ojos son igualmente aptos para todas las dignidades, cargos y empleos públicos. Los derechos y deberes pertenecen a todos los hombres por igual y deben ser respetados. LIBERTAD: Es fundamental en cuestiones políticas, religiosas, económcas e intelectuales. En el artículo IV del acta de la Declaración de los Derechos de los Derechos del Hombre y del Ciudadano se establece que la ibertad consiste en poder hacer todo lo que no daña al otro. En el artículo X se establece que nadie puede ser molestado por sus opiniones, aún las religiosas, mientras que sus manifestaciones no perturben el orden público establecido por la ley.

En el articulo XI se señala que la libre manifestación de pensamientos y opiniones es uno de los derechos más preciado señala que la libre manifestación de pensamientos y opiniones es uno de los derechos más preciados del hombre; todo ciudadano puede por lo tanto hablar, escribir, editar libremente. FILOSOFOS DEL S XVIII Montesquieu: pone especial énfasis en el valor de la libertad y la forma de asegurarla. “La libertad es el derecho a hacer lo que las leyes permiten. Si un ciudadano tuviera derecho a hacer lo que éstas prohíben, ya no sería libertad, pues cualquier otro tendría el mismo derecho. ” En el acta se resalta la importancia de la libertad como un derecho natural del hombre. Jean Jacques Rousseau: Comienza sus ideales del supuesto de que los hombres poseen derechos naturales que deben ser respetados y salvaguardados por todos. ara Rosseau el gobierno no debería ser más que el representante de la voluntad general, y ebería permitirse que todo el pueblo participe en la creación de las leyes y en la elección de las personas que han de velar por su cumplimiento. En el acta también se expresa que los hombres poseen derechos y que esos derechos deben ser respetados por todos, y que todos los ciudadanos tienen el derecho de dictar la ley ya sea personalmente o por medio de sus representantes. Voltaire: Se inclinaba a la defensa de los derechos del hombre, para seguir los dictados de su razón, siempre que con ello no se perturbara el orden social. Postuló que el hombre debía seguir us propias ideas y opiniones con respecto a la religión y a la práctica de la misma.

En el acta también se expresa la libre manifestación de pensamientos y opiniones como uno de los derechos más preciados y que nadie puede ser molestado por sus opiniones, mientras que s los derechos más preciados y que nadie puede ser molestado por sus opiniones, mientras que sus manifestaciones no perturben el orden público establecido por la ley. 6)a) Definiciones. La conservación de los derechos naturales e imprescriptibles del hombre; estos derechos son la libertad, la seguridad y la resistencia a la opresión. La libertad consiste en poder hacer lo que no daña al otro. * La ley es la expresión de la voluntad general, todos los ciudadanos tienen el derecho a dictarla ya sea personalmente o por medio de sus representantes. La propiedad es un derecho inviolable y sagrado, nadie puede ser privado de ella, salvo que la necesidad pública legalmente constada lo exija y bajo la condición de una justa y previa indemnización. )EI requisito para ejercer un cargo poltico según los hombres de este tiempo es que debían ser ilustrados, quien fuere considerado “bárbaro”, no tenía atributos soberanos. )Según mi juicio, esta acta influyó en el estallido de la Revolución por las ideas liberales que en ella se desarrollaban, dando importancia a la libertad, la igualdad, la propiedad y la resistencia En uno de los párrafos del acta dice “Los hombres nacen y viven libres e iguales de derechos”. También dice que “la soberanía reside en la nación”. Esto quería decir que el verdadero poder lo tenía el pueblo de la nación y no ya el rey. Al no tener poder el rey, la noticia llega a América y estas ideas liberales repercutieron en el virreinato e influyeron para el estallido de la Revolución de M ayo.